logo


               facebooktwYT

Autorizaron suba en el precio de alumbrado público tras 17 años

El Concejo Deliberante posadeño cerró su período de sesiones ordinarias -con tratamiento de proyectos- ayer, jornada en la que se aprobaron varias iniciativas y donde, pese a que el consenso fue protagonista, hubo notorias disidencias incluso dentro de un mismo bloque.

Entre otras cosas, se fijaron los nuevos precios de bajada de bandera y ficha para taxis en Posadas, luego de la audiencia pública llevada a cabo la semana pasada (ver Nuevas tarifas...). También se aprobó la regulación de conjuntos inmobiliarios y un registro de prestadores turísticos.

Asimismo, se dio el visto bueno a la creación del Programa de Alumbrado Público, el cual contemplará la reparación, ampliación, reposición de luminarias y actualización de la tarifa, que luego de 17 años sin revisión (desde el 2001), tendrá un incremento de un 200%.

De esta forma, la categoría residencial más baja pasará de 2,85 a 8,55 pesos y, de la misma manera, aumentarán las demás categorías, como comerciales y grandes usuarios, dependiendo también dichos valores de la cantidad que consume cada usuario.

La norma determina que se realizará un análisis de las reparaciones realizadas y a realizarse, consumo, calidad de servicio de atención y mantenimiento, reposición, etcétera. Mientras que una comisión ad hoc será la encargada de la medición del consumo de los 500 medidores de alumbrado de Posadas de forma mensual.

Al respecto, el concejal Manuel Sánchez explicó que se trabajará conjuntamente "con la finalidad de determinar cuánto se consume, estimar realmente los valores y recaudar para poder hacer frente a las reparaciones, teniendo en cuenta que la provincia se va a hacer cargo totalmente del consumo".

Por su parte, el edil Diego Barrios manifestó que "el municipio debería recuperar autonomía directa sobre los servicios públicos".
"Tiene que brindar los servicios como alumbrado, barrido, limpieza y las tasas son cobrables por cuánto cuesta su implementación. Nuestros ingresos deberían estar basados en los servicios, pero no es así, el 90% de los ingresos del municipio viene de coparticipación y de una tasa que es un impuesto, a toda la actividad económica. Sólo el 10% corresponde a tasas vinculadas a servicios", expuso.

El Territorio